Etiquetas

, , , , ,

Inauguro sección de ‘ExtraRutinarios’ con un homenaje a la recientemente galardonada al Premio Nacional de Moda 2013, Amaya Arzuaga. Merecidísimo premio de 30.000 euros que otorga anualmente el Ministerio de Cultura al mejor diseñador del año y cuyo jurado, presidido por Jesús Prieto, director General de Bellas Artes y Bienes Culturales y de Archivos y Bibliotecas, basa sus premisas en la trayectoria, personalidad e innovación del artista. Además, es la más joven de todos los que han recibido el galardón. ¡Enhorabuena, Amaya!

Para seros sincera, siempre ha sido una de mis diseñadoras favoritas del territorio español y esta noticia es una gran oportunidad para compartir su trayectoria en el mundo del Diseño de Moda. Sin restarle importancia al resto de diseñadores consolidados y después de ‘seguirla’ muy de cerca, me atrevo a decir que Amaya Arzuaga debería estar entre los personajes a estudiar en el capítulo destinado a los diseñadores contemporáneos de Historia de la Moda en España. Sus líneas vanguardistas y experimentales, enfocadas a la mujer urbana moderna, tienen un patronaje muy particular y eso es lo que hace que la firma ‘Amaya Arzuaga’ sea tan personal. Estoy convencida de que sus creaciones son fácilmente reconocibles entre las del resto y precisamente esa es una de la características más importantes en el éxito de un diseñador, independientemente de si sus diseños gusten o no. 

No conozco la clave del éxito, pero la clave del fracaso es intentar complacer a todo el mundo. (Woody Allen)

Amaya Arzuaga
 
 
 

 

 

 

Su particular e intensa trayectoria

 

Amaya Arzuaga, burgalesa de nacimiento (Lerma, 1970) e hija de Florentino Arzuaga y Maria Luisa Navarro (destacado nombre en el mundo de la Moda entonces, ya que fue la fundadora de Elipse, empresa conocida por su especialización en géneros de punto), comenzó a ver cómo otros hacían sus diseños desde que vino al mundo, ya que aparte de la empresa textil de su madre, su abuela también tuvo un taller.

 

Desde muy pequeña ya jugaba por la fábrica y ayudaba en verano a coser botones, pero cuando realmente comenzó su interés por la Moda fue a los dieciséis años. Según Arzuaga, todo empezó en el colegio y con respecto al uniforme: “cuando las niñas salían del colegio y se quitaban el uniforme, seguían vistiendo igual y a mí eso me horrorizaba”. 

Nada más acabar sus estudios escolares, hizo las pruebas de admisión en la Universidad Pontificia de Comillas (ICADE), pero al parecer no se sentía cómoda allí, así que finalmente se decantó por realizar Estudios Superiores de Diseño de Moda en la Universidad Politécnica de Madrid (UPM) y los combinó con múltiples visitas a pasarelas y eventos a los que estaba invitada su madre.  

 

Pensó en ir después al Saint Martins College o a la Royal Academy of Fine Arts de Amberes, pero se incorporó como diseñadora a la empresa familiar Elipse en 1992, donde realizó su primera Colección en 1994 y cuyo lanzamiento en el extranjero tuvo tanto éxito que no hubo tiempo de seguir estudiando: creó su propia empresa y realizó veinte diseños Prêt-à- Porter para meterlos en una maleta y llevárselos a Francia a intentar venderlos junto a su madre en la Feria de París. Entonces, no tenía ni marca, ni nombre, pero eso no fue un obstáculo para que se vendieran las prendas, porque la realidad fue que se vendieron casi todas. Se podría decir que fue esa la Colección que ha marcado un antes y un después en la trayectoria de Amaya Arzuaga, porque a partir de entonces la diseñadora decidió tomarse en serio el hecho de producir, y la temporada posterior hizo su primer desfile en la ‘Pasarela Gaudí’ de Barcelona, siendo en ‘Pasarela Cibeles’ de Madrid donde expondría sus diseños durante las tres temporadas siguientes.

 

Desde ese momento no ha parado de trabajar, ya que debido al éxito en París y basándose en la idea de que el público extranjero fue el que adquirió sus prendas en aquella primera venta, pensó que su firma debía conocerse internacionalmente y, en 1996, quiso dar el salto a tierras bretonas, apostando por el escenario de London Fashion Week (Semana de la Moda de Londres). Era la primera vez que un diseñador español pisaba la pasarela londinense y además cubriendo todos los gastos que ello conllevaba. Pero Arzuaga no dudó en aventurarse y el éxito de ese primer aterrizaje en Londres le llevó a seguir allí durante seis años más (doce temporadas). Al año siguiente, presenta una nueva línea creativa: ‘Amaya Arzuaga Hombre’ y cuatro años más tarde de su debut en Londres (año 2000), decide abrir su primera tienda en Madrid. 

 

Ya en 2002 y cuando culmina el sexto año de exposiciones en Londres, la diseñadora recibe la invitación de la Cámara Nacional de la Moda de Italia para ir a Milan Fashion Week (Semana de la Moda de Milán) y presentar su Colección Primavera/Verano 2003, donde compartiría expositor con firmas como Prada, Gucci, Alberta Ferretti y Dolce & Gabbana. Por supuesto, accede aún teniendo que pagarlo todo y basa esta decisión en no atreverse aún a ir a Paris Fashion Week (Semana de la Moda de Francia) y en descartar New York Fashion Week (Semana de la Moda de Nueva York), ya que siempre pensó que el estilo de la Gran Manzana, de corte más clásico, no acogería sus diseños vanguardistas. Afortunadamente, su estilo gustó tanto en Milán que le propusieron seguir mostrando sus creaciones durante dos años más.

 

Vino Ribera del Duero,
de Amaya Arzuaga

Una vez concluidos los desfiles de Milán, es Madrid donde su firma estuvo en foco de la pasarela. En 2005 aprovechó para celebrar el aniversario de la marca y presentar la temporada Otoño/Invierno 2005/06, con una Colección exclusiva llamada ‘Amaya Arzuaga Reserva’. Incluso en 2006 presenta su propia línea de gafas (‘Amaya Arzuaga Gafas’) y en 2007 lanza la de zapatos (‘Amaya Arzuaga 1995’). Durante los dos años siguientes también quiso abrir el campo de sus líneas productivas y lo aprovechó para sacar a la luz tanto su primera colección de bolsos como para diseñar un anillo en colaborarión con la famosa joyería Cool Diamonds y crear su propio vino Ribera del Duero.

 

Ya más consolidada, es en 2010 cuando, aparte de exponer las dos temporadas en Madrid Fashion Week (Semana de la Moda de Madrid), decidió aceptar la invitación de la Cámara Sindical de la Costura Prêt-à-Porter y probar suerte en la tan temida Paris Fashion Week, debutando con la Colección Primavera/Verano 2011. Pero Amaya Arzuaga estuvo tan a la altura de los diseñadores que también expusieron allí, que vuelve a París en Otoño/Invierno 2012/13 con una colección basada en la que previamente había mostrado en Madrid. Desde entonces y hasta ahora, ha seguido mostrando sus diseños en ambos lugares, pero con la diferencia de que en septiembre de 2012 denominó ‘AA de Arzuaga’ a sus líneas para exponer en Madrid, dejando la firma ‘Amaya Arzuaga’ para París y de esta forma diferenciar ambas creaciones y situar a su público objetivo.

 

Cabe destacar que, desde 1998 a la actualidad, la diseñadora no ha dejado de presentar sus colecciones en la Feria Tranoï (París), y que incluso también ha estado presente en ‘Fashion Coterie’ (Nueva York) entre 1999 y 2002 y en la Feria Atmosphère (París) en 1995.

 

Sin duda y a pesar de la crisis, Amaya Arzuaga está arrasando en el mundo de la Moda. Su trayectoria durante los últimos veinte años ha sido (y es) un verdadero non stop donde el trabajo constante ha estado presente en todo momento. Actualmente tiene, al año, dos colecciones diferentes y una tercera un tanto más comercial, a lo que a cada temporada le suma una colección de accesorios, vestidos para novia e incluso una línea de baño. 

Exporta el 80% de sus prendas al extranjero y vende en 37 países que se encuentran repartidos entre Asia y Europa, aunque sus clientes potenciales se encuentran en Europa. En síntesis, sus mercados más importantes son Francia, Italia, Inglaterra, España, Bélgica, Estados Unidos, Japón, Hong Kong y Australia. Y a todo ello le ha añadido otra herramienta de expansión: la tienda online que abrió en abril de 2012, donde cualquier persona de la geografía mundial puede adquirir sus prendas.

 

Premios y nominaciones


1999  
– ‘Diseñadora del Año’ en España.
2001
– ‘T de Telva’, de la revista Telva.

2004  

– Nombrada ‘Cónsul del Mar’ de la sala de exposiciones ‘Consulado del Mar’, Universidad de Burgos.

2005 

– Medalla de Oro al Mérito en las Bellas Artes, otorgado por el Ministerio de Cultura.
2007  
– Revistas ELLEWomanGlamour y Shangay
– ‘Prix de la mode’, de Marie Claire.

– ‘Artes Plásticas’, por el Diario El Mundo.

– ‘Cibeles’, de la Pasarela Cibeles.
 – ‘Empresaria Joven’, del Diario Expansión
– ‘Embajadora de Castilla-León’, por  la revista Actualidad Económica          
2008  
– ‘Mejor Diseñadora’, por la revista Cosmopolitan. 
– ‘Prix de la Mode’, de la revista Marie Claire.
2009
– Seleccionada como uno de los ‘personajes más influyentes’ en el área de Creadores de Tendencias, en el suplemento especial Los 500 Españoles más influyentes del 2010.
– Seleccionada entre los 25 diseñadores en la obra Geografía de la Moda Española.
– Nominada para los ‘Premios Shangay 2009’.
2010
– ‘Mujer Emprendedora’, por la junta de Castilla y León y La Cámara de Comercio de Valladolid.
2013
– Premio Nacional de Moda 2013, por el Ministerio de Cultura.
 
 

Entre pasarela y pasarela…

1999
– Colaboración en el vestuario de la película Carne Trémula, de Pedro Almodóvar.
2001
– Uniformes para El País en la Feria ARCO, de Madrid.
2003
– Exposición colectiva Tras el espejo: Moda Española, en el Museo Reina Sofía de Madrid.
2005
– Participa en Greenspace, el evento de ‘Heineken’ en Valencia. 

Diseño del vestido para Cruela de Vil,
en el Aniversario de Disney

2007

– Colaboración con el Museo del Traje de Madrid. 
– Exposiciones colectivas en el Instituto Cervantes de Tokio, con 12 trajes para Tokio, y en el Queen Sofía Spanish Institute, de Nueva York, con Spanish Fashion.
2008
– Diseño de vestido para Cruela de Vil en el XV aniversario de Disney, París.
2009
– Exposiciones 20 Trajes para Europa en ACME (Asociación de Creadores de Moda de España) y 12 Trajes para Iberia en FEHISPOR (Feria Hispano-Portuguesa).
– Participa con uno de sus modelos para la VI edición de Cook and Fashion. 
2010
– Elegida, junto con 7 diseñadores españoles, para diseñar una edición limitada de ‘Coca Cola Light’ con motivo del 25 Aniversario.
– Invitada especial en el Estoril Fashion Festival, Festival de Moda y Cultura en Portugal.

 

Algunas curiosidades

 

– Su padre, Florentino Arzuaga, tiene una empresa de vinos y regenta unas bodegas de Ribera del Duero

 

– A la hora de elegir modelos, no se basa en los patrones tipo Kate Moss porque cree que son lo contrario a lo que debe ser una modelo. Lo que busca en ellas es que sean seguras y con una belleza particular. Prefiere que sepan andar bien a que sean guapas.

 

– “Pienso en color negro y me encanta el negro”. Arzuaga asegura que sus ideas originales parten siempre del negro y es luego cuando les da color. 

 

– Sus ídolos e inspiración son los diseñadores Aleida Conradson, Raf Simons y Nicolas Ghesquière

 

– José Manuel Prieto, amigo y ayudante de Amaya, es el que ha ayudado a empujar a la diseñadora. Ha sido el ‘puente’ entre Amaya y el comprador.

 

– Eneida Manzano es su responsable de comunicación y la imagen de la firma ‘Amaya Arzuaga’.

 

– La idea de la Colección Otoño/Invierno 2012/13 que presentó en Madrid, inspirada en volúmenes laterales, tiene su lugar de origen en una anécdota y es que, al parecer, la diseñadora fue a una exposición y, en la foto que le hicieron, el bolso se fusionó con la falda, creando un volumen que le pareció muy interesante, así que decidió plasmarlo en su próxima Colección.


Y una vez mostrado y contado todo esto, ¿qué os parece? ¿Me creéis ahora cuando digo que debería ser objeto de estudio?

Anuncios